jueves, 29 de enero de 2009

Vicky Cristina Barcelona

Película escrita y dirigida por el cineasta estadounidense Woody Allen y que cuenta con las actuaciones de Javier Bardem, Penélope Cruz, Scarlett Johansson y Rebecca Hall, en cuyos personajes gira la historia.

La película en si es buena, pero tampoco es ninguna maravilla deslumbrante y que deje huella en la historia del cine, es más, para ser una película romántica le faltó un poco más de agudeza en ciertos tramos de la historia, así como mayor deseo de explotar aún más un tema como el planteado en dicho filme, pero sin duda alguna las actuaciones compensan mucho la carencia de más agallas en el guión.

Vemos en general actuaciones de gran calidad, con la salvedad de Johansson que se nos queda un poco corta en su interpretación a ratos, mientras que las actuaciones más notables son las de Bardem y Cruz, esta última a pesar de no aparecer mucho en la pantalla logra desplegar todo su talento, pero hay que ser sinceros, el personaje que interpreta pudo haber sido aún mejor trabajado desde el guión y sin duda alguna en este caso el personaje le quedó chico, dado que se puedo haber explotado mucho más las características de su personaje, para poder aprovechar al máximo las excelentes cualidades que esta actriz tiene.

La película cuenta con una música exquisita, que te transporta a los lugares en pantalla y evoca las más diversas emociones.

Con respecto a la dirección de fotografía y la edición vemos una película muy bien lograda, con una edición fluida y con muy buen ritmo que mantiene la unidad de toda la trama, con respecto a la fotografía, vemos lugares de una belleza arquitectónica exquisitas, y otros tantos más cotidianos pero con muy buen tratamiento de la composición de la imagen, lo que hace que cada toma sea una estampa única pero sencilla.

Esta película de Woody Allen es a mi parecer un filme bueno pero que se puedo aprovechar más a la hora de elaborar su guión, por lo tanto le otorgo 4 copas de vino de 5, sin duda alguna esta misma película escrita y dirigida por un europeo sería mucho más intensa y atrevida.